martes, 17 de mayo de 2011

Prohibido usar el Celular en la Estaciones de Servicios


Los expertos aseguran que es muy remota la posibilidad de que produzca chispas pero que si hay peligro y se puede provocar un incendio y por ese motivo esta prohibido usar el celular en la Estaciones de Servicios, se recomienda su utilización a por lo menos unos 20 metros de distancia y que la zona de más riesgo es donde se realiza la carga. Muchos automovilistas no lo saben y quedan asombrados cuando ven la imagen del teléfono tachado con una raya roja, en clara señal de que no se puede utilizar allí.

La prohibición del uso del teléfono celular cerca de la carga de combustible se debe a que una chispa desde el dispositivo podría ocasionar una gran explosión que se agravaría por el contacto de los gases y del combustible.

Expertos dicen que, aunque remotamente, pueden emitir chispas y provocar un incendio lo más conveniente ante la duda es apagar el celular al realizar la carga de combustible.

Rosario Sica, presidenta de la Federación de Empresarios de Combustibles, dijo que: “No se puede hablar por teléfono en la zona de carga, porque larga chispas y es peligroso. No sucede siempre, pero es posible”.

Víctor Padula Pintos, ingeniero y ex profesor de Propagación y Antenas del Instituto Tecnológico Buenos Aires, ITBA, explicó que: “El celular es un pequeño transmisor de muy baja potencia. En general, es muy difícil que haga chispa, y si la hace sería una chispa mínima; el problema es que el riesgo por el potencial daño es muy grande. Entonces, no encender circuitos eléctricos en presencia de elementos de alta combustibilidad es una precaución que no está de más”.

Generalmente en los manuales del usuario, los fabricantes de teléfonos móviles recomiendan que los dispositivos no sean utilizados en “atmósferas potencialmente explosivas”.

Y particularmente, empresas iPhone, de Samsung y de Motorola, específicamente mencionan a las estaciones de servicio o gasolineras como entornos peligrosos, en los que el celular no debe ser cargado, ni deben ser atendidas llamadas entrantes y se deben interrumpir las llamadas en curso antes de llegar a los surtidores. E inclusive, algunos, plantean que directamente el teléfono debe ser apagado, al igual que se apaga el motor del auto.

Expertos coinciden en que la posibilidad de que el aparato emita una chispa es ínfima, peor en Internet y por televisión circulan videos mostrando casos, donde clientes atendieron sus celulares en una estación de servicio, provocando grandes incendios.

Dicho videos, son los que utilizan las petroleras durante las capacitaciones de sus empleados sobre los riesgos implícitos en la utilización de los teléfonos celulares en las zonas de carga de combustibles y la necesidad de estos al exigirles a los clientes que cumplan con la restricción en vigencia.

Esta prohibición no rige sólo en la Argentina sino que también se ve en otros países. Desde YPF explicaron que: “Si bien no hay una normativa oficial, como buena práctica YPF adopta la posición de prohibir el uso del celular en el momento de carga de combustible en sus estaciones de servicio”.

Shell coincidió en que: “no está permitido el uso de celular, ya que hay posibilidad de que sus partes eléctricas actúen como fuente de ignición en zonas potencialmente explosivas, así como para evitar la distracción de los clientes en la operación de abastecimiento de combustible”.

Fuente: Econoblog

1 comentario:

  1. por que no se difunde esta informacion , muchos no lo sabemos

    ResponderEliminar